LANGUAJE

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

jueves, 27 de agosto de 2015

Arroz con berenjenas y calabacín (Light)

La receta de hoy es un sabroso y rico arroz, fácil de preparar, muy saludable y bajo en calorías, ideal para mantener la línea. Al principio de la receta os pongo como preparar caldo de verduras, por si no tenemos en ese momento, como os digo lo podéis preparar, con las sobras de verduras que tengáis en casa, cebolla, apio, perejil, puerro, ajo, hoja de laurel, etc. También podemos utilizar agua para la receta, pero tendrá mucho más sabor con el caldo de verduras. Para hacer cualquier arroz tipo paella, es conveniente una vez que echamos el arroz mover lo menos posible, para moverlo lo haremos cogiendo la paellera por los dos asas y movemos en círculos, de esta forma evitamos darle vueltas con la paleta. Bueno solo espero que os guste la receta y os animéis a prepararla, pues como os he dicho esta delicioso el arroz, no nos engorda y sale muy económica.


INGREDIENTES para 4 0 5 personas:
- 300 g Arroz
- 1,5 l Caldo de verduras
- 2 Berenjenas
- 2 Calabacines
- 2 Zanahorias
- 3 Tomates (tiernos)
- 1 Cebolleta (o cebolla)
- 1 Pimiento verde
- 2 Ajos
- 1 Cucharadita de carne de pimiento choricero
- Colorante
- Aceite de oliva
- Pizca de nuez moscada
- Pellizco de azúcar
- Pimienta molida
- Sal

PREPARACION:
      Para hacer nuestra receta necesitamos caldo de verduras, si no tenemos en casa, lo podemos preparar, poniendo agua en una cacerola, añadimos una cebolla partida por la mitad, un par de ajos, una o dos zanahorias, peladas y partidas, un puerro, una hoja de laurel, una ramita de perejil, un pimiento, etc. es decir con unas pocas verduras que tengamos en casa. Lo llevamos al fuego salamos y cocemos unos 40 minutos aproximadamente, si tenemos el caldo preparado, este paso nos lo ahorramos.


      Seguidamente pelamos y picamos nuestra cebolleta en trozos pequeños, las 2 zanahorias en cuadraditos, los 2 ajos y el pimiento verde quitándole las semillas y los nervios blancos del interior.


      A continuación ponemos en nuestra paellera 4 cucharadas de aceite de oliva, la llevamos al fuego y añadimos las verduras que acabamos de picar, es decir la cebolleta, las zanahorias, el pimiento y los ajos, sofreímos a fuego no muy alto, dándole vueltas de vez en cuando, hasta que esté todo pochadito, aproximadamente 7 minutos.


     Mientras tanto lavamos muy bien las berenjenas y los calabacines (sin pelarlos), los secamos y partimos en cuadraditos, tanto los calabacines como las berenjenas.


      Una vez que tengamos la cebolleta  con la zanahoria, el pimiento y los ajos pochaditos añadimos, a la paellera o sartén las berenjenas y los calabacines, sofriendo todo junto otros 5 o 6 minutos aproximadamente, salpimentamos un poco le damos vueltas de vez en cuando, hasta que veamos que las verduras están sofritas.


       A continuación pelamos y picamos los tomates, los añadimos a la paellera, añadimos el pellizco de azúcar para quitarle la acidez al tomate, damos unas vueltas y sofreímos todo 2 o 3 minutos más, todo esto a fuego no muy alto para que nuestras verduras no se quemen.


      A continuación añadimos el arroz y le damos unas vueltas con las verduras, 1 minuto aproximadamente de esta forma el arroz nos quedara más suelto.


      Seguidamente añadimos el caldo de verduras (1 litro aproximadamente) añadimos la cucharada de pulpa de pimiento choricero, la pizca de nuez moscada y el colorante o azafrán. Movemos un poquito para que se mezcle todo, comprobamos el punto de sal, rectificando si fuera necesario y dejamos cocer a fuego medio, hasta que el arroz este en su punto, aproximadamente 18 minutos, si vemos que fuera necesario le añadimos mas caldo. Pasado este tiempo retiramos del fuego, tapamos con un paño y dejamos reposar un poquito antes de servir. 


      Con esto tenemos listo nuestro arroz, para disfrutar de su sabor cuidando nuestra línea.


miércoles, 12 de agosto de 2015

Tarta de ensaladilla rusa y langostinos

Hoy vamos a preparar una ensaladilla rusa, pero un poco más festiva cubierta de langostinos. Los pasos a seguir son muy sencillos pues como he dicho se trata de hacer una ensaladilla rusa, y cubrir toda la superficie con langostinos. La gelatina de cobertura para tartas, la encontramos en la mayoría de superficies comerciales, yo la he comprado en Lidl, en el embase viene muy bien explicado como se prepara. No os preocupéis si al poner en la superficie, echáis un poquito más de la cuenta, esta gelatina no tiene sabor y únicamente es para darle brillo. Espero que os guste y os animéis a prepararla, ahora que todavía continuamos con calor, este plato es ideal para tenerlo preparado, solo a falta de servir. Aprovecho esta entrada para daros las gracias a todos por preocuparos por mí, me han quitado dos piedras y barrillo del conducto biliar, ahora estoy a la espera de acudir en septiembre al cirujano, pues me tienen que quitar la vesícula. Pero bueno vamos a lo nuestro que es cocinar.


INGREDIENTES:
- 750 g Langostinos cocidos
- 4 o 5 Patatas (medianas)
- 4 Pepinillos en vinagre
- 4 Zanahorias
- 2 Latas de atún en aceite (pequeñas)
- 1 Lata de aceitunas rellenas de anchoa (pequeña)
- 6 Palitos de cangrejo (surimi)
- 2 Huevos cocidos
- 1 Sobre de cobertura para tartas (Lidl)
- Mayonesa
- Sal

PREPARACION:
       Lo primero que hacemos es poner a cocer en abundante agua las patatas, los 2 huevos y las 4 zanahorias peladas, el tiempo de cocción depende del tamaño, pero las patatas y las zanahorias son unos 20 minutos y para los huevos 10 minutos, una vez que lo tengamos cocido retiramos del fuego.


     A continuación pelamos las patatas y las picamos en cuadraditos pequeños, una vez picadas las ponemos en un bol amplio. Seguidamente picamos las zanahorias, los pepinillos y las aceitunas y lo añadimos al bol.


      A continuación pelamos los huevos, picamos finamente las claras y reservamos las yemas, las claras las añadimos picaditas al bol, salamos y removemos un poquito para mezclar todos los ingredientes.


      Seguidamente añadimos al bol las 2 latitas de atún, picamos los 6 palitos de cangrejo y añadimos al bol.


      A continuación pelamos unos 200 g de los langostinos reservando el resto y los picamos, una vez picados los añadimos al bol con el resto de ingredientes.


      Seguidamente añadimos 2 o 3 cucharadas de mayonesa y mezclamos bien, una vez mezclado vertemos nuestra ensaladilla rusa, en el plato o fuente donde lo vallamos a servir, con ayuda de una espátula o el reverso de una cuchara le damos la forma deseada, yo le he dado forma redonda.


      Seguidamente ponemos por encima unas 3 cucharadas de mayonesa y con la espátula o el reverso de la cuchara, extendemos por toda la superficie y laterales de la ensaladilla.


      A continuación desmenuzamos las 2 yemas que teníamos reservadas y las pegamos a los laterales de nuestra ensaladilla (no en la superficie), metemos en el frigorífico para que se enfrié un poco.


      Mientras tanto pelamos el resto de langostinos, haciéndoles un corte longitudinal en la zona del intestino, para quitárselo. Seguidamente sacamos nuestra tarta de ensaladilla del frigorífico y le repartimos por toda la superficie, los langostinos que acabamos de pelar, procurando cubrir bien toda la superficie.


      A continuación ponemos en un cazo un vaso de agua (200 ml), añadimos la gelatina para cubrir tartas y removemos, llevamos al fuego y sin parar de darle vueltas, dejamos en el fuego hasta que esté a punto de hervir  (pero sin que hierva), veremos que se pone transparente, retiramos del fuego y dejamos reposar unos 2 minutos.


      Una vez que haya pasado este tiempo y se haya enfriado un poco, con ayuda de un picel de silicona, aplicamos una capa por encima de nuestros langostinos es decir toda la superficie, de nuestra tarta de ensaladilla.


      Una vez aplicada la gelatina metemos en el frigorífico, hasta la hora de servir. 


MUCHISIMAS GRACIAS A TODOS

jueves, 30 de julio de 2015

Nos vemos a la vuelta

Espero que estéis disfrutando de unas merecidas vacaciones después del invierno tan duro que hemos tenido.
Sólo quería desearos unas felices vacaciones y comentaros que por motivos hospitalarios no podré realizar nuevas recetas ni actualizar el blog por unos días.
Espero poder estar con vosotros lo antes posible.
Gracias de antemano por vuestra comprensión y nos vemos a la vuelta.
Un saludo
Paco

jueves, 23 de julio de 2015

Tallarines tres delicias

Hoy vamos a preparar una receta típica de la cocina China, son unos tallarines tres delicias muy fáciles de preparar, muy sabrosos que normalmente gustan a todas las personas, sobre todo a los más jóvenes. Si disponemos de un wok para hacer las verduras es lo mejor, pero perfectamente lo podemos hacer igual, en una sartén o cacerola. El wok es una especie de sartén, empleada en el Extremo Oriente y Sureste Asiático. Es una sartén abombada en el fondo y se emplea para saltear los alimentos, mediante un movimiento constante, de esta forma los alimentos mantienen su sabor y olor intactos. A esta receta si lo encontramos o tenemos en casa le viene muy bien, una cucharada de salsa de ostras, que se la pondríamos al final.


INGREDIENTES:
- 300 g Tallarines
- 300 g Gambas  (o 12 o 15 langostinos)
- 2 Filetes de ternera (unos 200 g)
- 1 Pimiento verde
- ½ Pimiento rojo
- 1 Cebolleta (o cebolla)
- 1 Zanahoria
- Salsa de soja (100 o 125 ml)
- Aceite de oliva
- Sal

PREPARACION:
     Lo primero que hacemos es partir en tiritas nuestros 2 filetes de ternera, una vez partidos ponemos las tiritas del filete en un bol, añadimos al bol un poco de salsa de soja, y dejamos macerar, mientras cocemos los tallarines.


      A continuación ponemos en una cacerola abundante agua, la llevamos al fuego y cuando empiece a hervir, añadimos un poquito de sal y nuestros tallarines, dejamos cocer el tiempo que el fabricante nos indique en el embase  (normalmente son unos 8 minutos), procurando dejarlos al dente. Una vez cocidos retiramos del fuego y los ponemos bajo un chorro de agua fría para que rompa la cocción y no se nos pasen, reservando en un escurridor.


     Seguidamente pelamos y picamos en juliana, nuestras verduras, es decir el pimiento verde, el pimiento rojo (a los pimientos quitarle bien todas las semillas), la zanahoria y la cebolleta.


     A continuación ponemos en un wok o sartén unas gotas de aceite de oliva, llevamos al fuego y añadimos la carne que teníamos macerando, escurrida de la soja, reservando la soja para más adelante. Una vez sofrita sacamos de la sartén y la reservamos, con todos los jugos que haya soltado.


     Seguidamente en la mismo wok añadimos un poquito de aceite, llevamos al fuego y cuando se caliente un poquito, añadimos nuestras verduras, salamos un poquito (cuidado con la sal pues la soja es muy sabrosa), pochando a fuego medio unos 8 o 10 minutos, dándole vueltas de vez en cuando, hasta que veamos que están un poquito blanditas, procurando dejarlas más bien un poquito enteras.


     Cuando nuestras verduras estén pochadas, añadimos las tiritas de filete que hemos sofrito anteriormente con el jugo que hayan soltado, damos un par de vueltas y añadimos las gambas o los langostinos, sofreímos 1 o 2 minutos, dándole vueltas hasta que las gambas cambien de color.


      A continuación añadimos los tallarines bien escurridos, damos unas vueltas con la cuchara de madera y añadimos la salsa de soja, donde hemos macerado la carne, damos unas vueltas para que se mezclen bien todos los ingredientes, dejando cocinar un par de minutos, si fuera necesario añadimos un poquito más de soja.


      Pasado este tiempo retiramos del fuego y servimos.


domingo, 19 de julio de 2015

Merluza o pescadilla a la marinera

Hoy vamos a preparar un rico y delicioso plato de pescado, que creo que gusta a la mayoría de las personas y es muy fácil de preparar. En esta receta podemos utilizar perfectamente, lomos de merluza congelados el resultado será el mismo, tener en cuente de descongelar antes el pescado. Como veréis el caldo de pescado es muy fácil de hacer, aprovechando las espinas del pescado y las cascaras de las gambas. Comentaros que es un plato sencillo y tradicional, que está lleno de sabor a mar. 



INGREDIENTES:
      - 1 Merluza o pescadilla (1 y ½ k aproximadamente)  
      - 500 g Gambon (gambas, langostinos, etc.)
      - 500 g Almejas
      - 1 Cebolleta o cebolla
      - 2 Ajos
      - 1 Vaso de vino blanco     
      - ½ Cucharada de harina
      - Caldo de pescado
      - Aceite de oliva
      - Sal
      - Perejil picado
      - 1 Guindilla de cayena (opcional)
      - Harina para rebozar el pescado


PREPARACIÓN:
      A la hora de comprar nuestra merluza o pescadilla, decirle a vuestro pescadero habitual, que os la prepare en dos lomos y cada lomo partido en 3 o 4 trozos. La cabeza y la espina que no la tire, pues nos servirá para preparar un poquito caldo de pescado, para nuestra receta. Lo primero que hacemos es poner nuestras almejas en un recipiente, con abundante agua con sal, para que suelten la tierra que pudieran tener, las dejamos en agua con sal por lo menos 40 minutos. Mientras tanto vamos a preparar el caldo de pescado, para ello pelamos nuestros gambones y reservamos las cabezas, una vez pelados con ayuda de una puntilla les quitamos el intestino, los lavamos y reservamos.


      Seguidamente ponemos en una cacerola con agua, las espinas y cabeza del pescado y las cabezas de los gambones, llevamos al fuego  salamos un poquito y cocemos unos 30 minutos, podemos añadir cebolla, ajo, etc. si queremos.


    Seguidamente pasamos nuestro pescado por harina, ponemos un poco de aceite en una sartén y lo freímos por ambos lados. Según lo vamos friendo lo ponemos encima de un poco papel de cocina, para que escurra el exceso de aceite.


     A continuación pelamos y picamos finamente la cebolleta y los 2 ajos. Seguidamente ponemos un poquito de aceite (del que hemos utilizado para freír el pescado), en una cacerola o recipiente, lo suficientemente grande, para que nos entren todos los ingredientes, lo llevamos al fuego, añadimos la cebolleta, los ajos picados y la cayena (esta última es opcional) sofriendo a fuego no muy alto unos 6 o 7 minutos, hasta que la cebolla este pochadita.


      Seguidamente añadimos la ½ cucharada de harina, damos un par de vueltas y añadimos el vaso de vino blanco, dejando reducir un poquito para que se evapore el alcohol.


     A continuación añadimos un poquito del caldo de pescado, la merluza o pescadilla que hemos frito anteriormente y los gambones, salamos un poquito y dejamos cocer unos 6 o 7 minutos a fuego bajo.


      Pasado este tiempo añadimos las almejas (que previamente hemos sacado del agua con sal y las hemos lavado con abundante agua), dejando en el fuego hasta que se abran, aproximadamente en 5 o 6 minutos estarán abiertas, si fuera necesario añadimos un poquito más de caldo de pescado.


      Una vez abiertas las almejas, retiramos del fuego, le espolvoreamos un poco de perejil picado.


      Con esto tendremos nuestra merluza o pescadilla lista para degustar. 

lunes, 13 de julio de 2015

Albóndigas de pollo

La receta de hoy son unas ricas albóndigas de pollo que están de vicio, el  pepinillo bien picadito le dan un sabor muy bueno. Yo le he puesto un vaso de agua y media pastilla de caldo de ave, pero si tenéis caldo preparado aun mejor, también podéis añadirla agua solo. Si la salsa la queréis mas espesa, podéis añadirle una cucharada de harina o maicena, pero creo que con las verduras trituradas, queda suficientemente espesa. Si no nos gusta el pollo podemos utilizar, carne de ternera o mezcla de ternera y cerdo, siguiendo los mismos pasos en la receta, pero creo que con la carne de pollo quedan más suaves. Solo espero que os gusten y os animéis a prepararlas. 


INGREDIENTES:
      - 500 g Carne picada de pechuga de pollo
      - 75 g Queso rallado (tipo parmesano)
      - 2 Ajos
      - 4 Pepinillos en vinagre (unos 65 g)
      - 1 Huevo     
      - Miga de pan (o 2 rebanadas de pan de molde)
      - Pizca de comino molido (1/2 cucharadita de las de café)
      - Aceite de oliva
      - Sal
      - Pimienta molida
      - Poquito de leche
      - poquito de harina
SALSA:
      - 1 Cebolla
      - 2 Zanahorias
      - 50 g tomate triturado
      - 3 Pimientos de piquillo
      - 1 Pimiento verde (no muy grande)
      - 2 Cucharaditas de carne de pimiento choricero
      - ½ pastilla de caldo de ave
      -1 vaso de agua
      - 2 Ajos
      - Sal

PREPARACIÓN:
     Lo primero que hacemos es poner nuestra miga de pan en remojo, con un poquito de leche. Seguidamente picamos muy finamente los pepinillos y reservamos. A continuación pelamos los 2 ajos y los ponemos en el mortero, con la pizca de comino y un poquito de sal y hacemos un majado.


      Seguidamente ponemos en un bol amplio nuestra carne de pollo picada y salpimentamos un poquito. A continuación añadimos al bol, los pepinillos picados, el majado del ajo con el comino, la miga de pan bien escurrida, el huevo y los 65 g de queso rallado.


      Con ayuda de una cuchara o un tenedor, mezclamos bien todos los ingredientes.  Una vez que este todo bien mezclado, vamos haciendo nuestras albóndigas, y las pasamos por un poquito de harina (si nos damos un poquito de harina en las manos evitara que se nos pegue). 


      Una vez que tengamos las albóndigas listas, ponemos abundante aceite en una sartén, la llevamos al fuego y cuando este fuerte las vamos dorando un poco. Según las vamos dorando las reservamos en un poco papel de cocina, para que escurran el exceso de aceite. 


      Seguidamente vamos a pasar a preparar la salsa, para ello pelamos, limpiamos y picamos la cebolla, los ajos, las zanahorias, el pimiento verde y los pimientos de piquillo. 


      Ponemos una cacerola al fuego, con un poquito de aceite (del que tenemos de freír las albóndigas), añadimos a la cacerola, la cebolla los ajos, las zanahorias y el pimiento verde, salpimentamos un poquito y sofreímos todo, dándole vueltas de vez en cuando. Una vez que tengamos las verduras pochadas, añadimos a la cacerola, el tomate triturado y los pimientos de piquillo picados, sofriendo todo, 3 minutos más.


     A continuación añadimos el vaso de agua, la media pastilla de caldo de ave y las 2 cucharaditas de carne de pimiento choricero, dejando en el fuego que hierva 3 o 4 minutos. A continuación retiramos del fuego y con ayuda de la batidora trituramos todo muy bien.


      Una vez triturada la salsa, comprobamos el punto de sal y si fuera necesario rectificamos, ponemos de nuevo la cacerola en el fuego y añadimos las albóndigas, dejando cocer a fuego bajo unos 12 o 15 minutos, para que se hagan bien por dentro nuestras albóndigas.


      Pasado este tiempo retiramos del fuego y tenemos listas para servir, estas ricas, suaves y jugosas albóndigas de pollo.