LANGUAJE

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

domingo, 28 de abril de 2013

Nuggets de pollo caseros

Estos ricos y sabrosos nuggets de pollo, se los  tenemos que agradecer a nuestra amiga Consuelo Hidalgo, que ha tenido la amabilidad de mandármela para compartirla con todos vosotros, por lo cual le estoy muy agradecido. Comentaros que he seguido la receta con los mismos ingredientes que me ha mandado Consuelo, lo único que he cambiado es la forma de añadir los ingredientes, que yo los he puesto de uno en uno. Pero como bien nos explica Consuelo en su receta, los podemos triturar todos con la batidora y añadirlos juntos mezclando a continuación. MUCHAS GRACIAS CONSUELO
 
 
INGREDIENTES:
      - 500 g Pechuga de pollo (picada)
      - 100 g Queso de untar (tipo philadelphia)
      - 3 Rebanadas de pan de molde sin corteza
      - 1 Cucharada de perejil fresco picado
      - 1 o 2 Ajos
      - Aceite de oliva
      - sal
      - Pimienta
      - 2 Huevos
      - Harina
      - Pan rallado
      - Salsa barbacoa o kétchup
  
PREPARACIÓN:
      Lo primero que hacemos es cuando vayamos a comprar nuestras pechugas, es pedir a nuestro tendero habitual (pollero), nos pique las pechugas, así nos ahorra a nosotros tener que picarlas en casa. Una vez que tengamos nuestra pechuga picada, la ponemos en un bol o recipiente, la salpimentamos. Seguidamente pelamos el ajo y le quitamos el germen o nervio central, lo machacamos en el mortero y lo añadimos al bol donde tenemos las pechugas de pollo.
 
 
      A continuación desmenuzamos o picamos lo mas finito posible las tres rebanadas de pan de molde, añadiéndolo también al bol con el resto de ingredientes, añadimos también la cucharada de perejil picado finamente. Seguidamente añadimos los 100 g de queso de untar y mezclamos bien todos los ingredientes, hasta conseguir, una especie de pasta o masa espesa.
 
 
      Seguidamente ponemos en diferentes platos, la harina, el pan rallado y los huevos batidos (para que los huevos nos cundan mas podemos añadirles un poquito de nata). A continuación con las manos bien limpias le damos forma a nuestros  nuggets, para ello nos untamos las manos con un poquito de harina, formamos unas  bolas y las aplastamos como si fueran filetes rusos. Seguidamente las pasamos por el huevo batido y por ultimo por el pan rallado.
 
 
      Una vez que tengamos todos nuestros nuggets listos, ponemos abundante aceite en una sartén y la llevamos al fuego (si disponemos de freidora aun mejor). Cuando el aceite este caliente vamos friendo nuestros nuggets por ambos lados, según los vamos sacando los ponemos sobre un poco papel de cocina para que escurran todo el exceso de aceite, que pudieran tener.
 
 
      Con esto solo nos queda servir calentitos con un poquito de salsa barbacoa o kétchup.
 
 
Este plato suele gustar sobre todo de los más pequeñ@s de la casa.
 

jueves, 25 de abril de 2013

Dorada rellena con albahaca

La receta que vamos a preparar hoy se la tenemos que agradecer a nuestra amiga Mercedes, que ha tenido la gentileza de mandármela, para compartirla con todos nosotros. Como veréis es muy fácil y rápida de preparar, con pocos ingredientes, siendo el resultado muy bueno. Estas cantidades es para una dorada por cabeza, pero yo creo que pueden comer perfectamente 5 o 6 personas, dependiendo un poco del tamaño de las doradas. MUCHAS GRACIAS MERCEDES
 
 
 
INGREDIENTES:
      - 4 Doradas de ración (abiertas en libro sin espinas)
      - 200 g Salmon fresco
      - 12 Gambones
      - 1 Yema de huevo
      - 2 Cucharadas de nata
      - 1 Puerro
      - 2 Zanahorias
      - Albahaca fresca (un ramillete)
      -Aceite de oliva
      - Harina (1/2 cucharada aproximadamente)
      - Sal
      - Vino Blanco (250 ml un vaso aproximadamente)
  
PREPARACIÓN:
      Para hacer esta receta lo primero que tenemos que tener en cuenta, es a la hora de comprar las doradas decirle a nuestro pescadero, que nos quite la espina y nos la deje en forma de libro. Una vez que tengamos las doradas las lavamos bien y si le quitamos las posibles espinas que pudieran tener.
 
 
      Seguidamente en el vaso de la batidora, ponemos los 200 g de salmón, las 2 cucharadas de nata, la yema de huevo, el ramillete de albahaca y un poquito de sal. Con la ayuda de la batidora trituramos bien, hasta que nos quede una pasta densa.
 
 
      A continuación ponemos nuestras doradas en la bandeja del horno y  repartimos esta pasta en una de las partes de las cuatro doradas, cubriéndola con la otra mitad.
 
 
      Seguidamente pelamos nuestros gambones reservando las cabezas y las cascaras, los  partimos un poco por la mitad y los repartimos por las doradas. Regamos nuestras doradas con el vino blanco, metiéndolas en el horno que previamente tenemos precalentado a 180ºC, durante aproximadamente 14 minutos.
 
 
      Mientras se hornean nuestras doradas vamos a preparar un fumet con las cabezas de los gambones, que teníamos reservadas, para ello las hervimos unos 10 minutos en agua con una pizca de sal. Una vez que hayan hervido colamos y reservamos el caldo.
 
 
      Seguidamente lavamos pelamos y picamos el puerro y las 2 zanahorias. Ponemos un poquito de aceite en una sartén y rehogamos el puerro y las zanahorias hasta que estén tiernos. Cuando estén en su punto añadimos la media cucharada de harina y el caldo de cocer las cabezas de los gambones que hemos reservado anteriormente (fumet), dejando en el fuego hasta que espese un poquito.
 
 
      Una vez que haya espesado retiramos del fuego, lo ponemos en el vaso de la batidora y trituramos bien.
 
 
      Con esto solo nos queda sacar nuestras doradas del horno y servir salseándolo con la salsa que acabamos de triturar. Bien la podemos poner por encima del pescado o llevarla a la mesa en una salsera.  
 
 

domingo, 21 de abril de 2013

Milhojas de merengue

Hoy vamos a preparar unas ricas y fáciles milhojas de merengue Italiano. Para conseguir un merengue espeso, tenemos que preparar un almíbar a punto de bola e ir añadiéndolo poco a poco, a las claras a punto de nieve. El truco de este merengue es que gracias al almíbar, las claras se cuecen un poco, lo que evita que el merengue se baje. Este merengue es el más utilizado para recetas de repostería. Una cosa que si os recomiendo es hacer el merengue con ayuda de una batidora que tenga varillas, pues a mano acabaríamos con el brazo un poco cansado.
 

 

INGREDIENTES:
      - 400 g Azúcar
      - 1 Lámina de hojaldre
      - 4 Claras
      - 1 Huevo
      - 150 ml Agua
      - Azúcar glass (para decorar)
      - Canela molida (para decorar)

  
PREPARACIÓN:
      Lo primero que hacemos es encender el horno a 180ºC para que se nos vaya precalentando. Seguidamente abrimos nuestra lamina de hojaldre, le ponemos un poquito de azúcar por toda la superficie y la estiramos, un poquito con ayuda de un rodillo (no es necesario estirarla mucho). A continuación y con ayuda de un tenedor pinchamos todo el hojaldre para que no nos suba cuando lo horneemos. Seguidamente lo partimos en cuadrados iguales, dependiendo del tamaño que le queramos dar a nuestras milhojas, a continuación batimos un poquito el huevo y pintamos el hojaldre.
 
 
      Una vez que tengamos el hojaldre listo cubrimos la bandeja del horno con papel sulfurizado (papel de horno) ponemos nuestro hojaldre y metemos en el horno, que ya estará precalentado unos 10 o 12 minutos, hasta que nuestro hojaldre este un poquito dorado, si vemos que mientras se hornea sube el hojaldre, abrimos el horno y lo volvemos a pinchar un poco para que no suba y seguimos horneando. Una vez listo sacamos del horno y reservamos.
 
 
      Seguidamente vamos a preparar el merengue, para ello ponemos en un cazo, a ser posible que tenga mango, 300 g de azúcar y reservamos los 100 g restantes, añadimos los 150 ml de agua, lo llevamos al fuego (medio) y dejamos hervir, veremos que se disuelve el azúcar,  y empieza a burbujear, dejamos en el fuego hasta que  alcance lo que se conoce, como punto de bola, para saber si ha alcanzado este punto, podemos meter una espumadera y si soplamos por los agujeritos, nos tiene que hacer pompas, también podemos meter un tenedor y cuando veamos que las gotas caen muy despacio, tendremos el almíbar a punto, este proceso nos puede tardar unos 10  minutos aproximadamente. En toda esta operación tenemos que tener cuidado de no quemarnos, pues el azúcar se nos pega enseguida a la piel.
 
 
      Mientras se prepara nuestro almíbar vamos montando nuestras claras, para ello ponemos las 4 claras en un bol o recipiente que este bien seco y sin nada de grasa, y con ayuda de unas varillas eléctricas vamos montando nuestras claras. Cuando veamos que han triplicado su volumen, vamos añadiendo los 100 g de azúcar restantes, poco a poco y en forma de lluvia.
 
 
      Seguidamente cuando este nuestro almíbar listo a punto de bola, y sin dejar que se enfrié, vamos añadiéndolo a las claras muy despacio en forma de hilo, sin dejar de batir. Seguimos batiendo hasta que veamos que nuestro merengue esta consistente. Aunque sea un poco exagerado tenemos que poner nuestro bol boca abajo y el merengue no se tiene que caer.
 
 
      Una vez que tengamos nuestro merengue listo, vamos formando nuestras milhojas, para ello ponemos una cantidad generosa, de merengue en una parte del hojaldre, que hemos horneado anteriormente y cubrimos con otro trozo de hojaldre, con ayuda de una espátula rellenamos bien por todos los lados. Repetimos esta operación hasta tener todas nuestras milhojas listas. Seguidamente las vamos a decorar, para ello espolvoreamos por toda la superficie del hojaldre azúcar glass y encima del azúcar un poquito de canela molida.
 
 
      Con esto tenemos listas nuestras ricas y deliciosas milhojas.
 
 
¡Especiales para la operación bikini!
 

domingo, 14 de abril de 2013

Fideuá

Esta receta con permiso de todos, es un pequeño homenaje a mis seguidores y amigos de la Capitanía Marítima de Vigo, que se que están visitando mi blog continuamente y les estoy muy agradecido. La fideuá es un plato marinero originario de las costas de la Comunidad Valenciana que se elabora de forma parecida a la paella. Sus ingredientes principales son: pescado sepia, calamar, gambas, cigalas, etc. Es similar al arroz a banda, pero sustituyendo el arroz por fideos.

 

INGREDIENTES para 4 personas:
      - 300 g Fideos para fideuá
      - 300 g Gambas
      - 300 g Calamares (1 calamar)
      - 250 g Chirlas o almejas
      - 300 g Mejillones (unas 12 piezas)
      - 1 Cebolla (pequeña)
      - ½ Pimiento verde
      - 1 Tomate
      - 2 Ajos
      - Hebras de azafrán o colorante
      - Aceite de oliva
      - Sal
      - Pimienta
      - Caldo de pescado (litro y medio aproximadamente)

  
PREPARACIÓN:
      Lo primero que hacemos es preparar el caldo de pescado, para utilizarlo mas adelante. Para ello utilizamos unas espinas o cabezas de pescado, que le hemos pedido a nuestro pescadero,  las ponemos en una cacerola con agua. Seguidamente pelamos las gambas y las cabezas y las cascaras las ponemos en la cacerola, junto a las espinas y cabezas. Salamos un poquito y llevamos al fuego, dejando hervir unos 30 minutos aproximadamente. Una vez que haya cocido lo colamos y reservamos.
 
 
      Mientras se cuece nuestro caldo limpiamos y partimos en anillas el calamar, a los mejillones les  quitamos bien todas las barbas y ponemos las chirlas en agua con un poquito de sal, para que suelten la arenilla que pudieran tener. Cuando tengamos todos los ingredientes limpios los reservamos.
 
 
      A continuación preparamos igualmente nuestras verduras, pelamos y picamos finamente nuestra cebolla, los ajos, el pimiento y el tomate.
 
 
      Seguidamente ponemos un chorrito de aceite en nuestra paellera, la llevamos al  fuego (no muy alto) y añadimos la cebolla, los ajos y el pimiento verde, sofreímos unos 7 minutos, dándole vueltas de vez en cuando, hasta que este pochado, a continuación añadimos el tomate, salpimentamos un poquito y seguimos sofriendo otros 4 minutos aproximadamente, dándole vueltas de vez en cuando hasta que nuestras verduras estén todas sofritas.
 
 
      A continuación añadimos el calamar partido en anillas y sofreímos unos 2 minutos junto a las verduras. Seguidamente añadimos las chirlas escurridas del agua donde las teníamos limpiándose y por ultimo los mejillones limpios. Seguidamente añadimos un litro de caldo aproximadamente y las hebras de azafrán, dejando en el fuego hasta que hierva. Si nos gusta que tenga mas color podemos añadirle un poquito de colorante.
 
 
      Una vez que empiece a hervir comprobamos el punto de sal y si fuera necesario rectificamos, añadimos los fideos y dejamos hervir el tiempo que nos indica en el envase del fabricante. Unos 3 minutos antes de que este lista nuestra fideuá, añadimos las gambas peladas, repartiéndolas por toda la superficie. Si vemos que el caldo se ha consumido añadimos un poquito mas, pero poco a poco para que al final de la cocción no nos queda caldosa nuestra fideuá.
 
 
      Seguidamente apagamos nuestra fideuá, retirándola del fuego y dejamos reposar un par de minutos antes de servir.
 
 
 

jueves, 11 de abril de 2013

Tarta mágica

Hoy vamos ha preparar una rica y fácil tarta, que como su nombre dice es mágica. Lo de mágica es porque una vez horneada quedan tres texturas, en la parte inferior una capa densa, cremosa en el centro y en la parte superior un bizcocho muy esponjoso. Una cosa muy importante a la hora de preparar esta tarta, es el tamaño del molde, pues si es muy grande, nos quedara más baja y menos esponjosa en la parte superior. Esta buena receta la he visto en el blog (porque me gusta lo fácil), un blog el cual recomiendo que visitéis pues tiene cosas buenísimas y fáciles de preparar.
 
 
 
INGREDIENTES:
      - 4 Huevos (separadas las claras de las yemas)
      - 500 ml Leche
      - 150 g Azúcar
      - 125 g Mantequilla
      - 115 g Harina
      - 1 Cucharada de agua
      - 1 Cucharadita de esencia de vainilla (también puede servir azúcar vainillado)

   
PREPARACIÓN:
      Lo primero que hacemos es encender el horno a 160º, para que se nos vaya precalentando. Seguidamente cascamos los huevos y separamos las claras de las yemas. Las yemas las ponemos en un bol y las claras las reservamos para utilizarlas mas adelante. En el bol donde hemos puesto las yemas, añadimos los 150 g de azúcar, la cucharada de agua y la esencia de vainilla, con ayuda de unas varillas o mejor aún una batidora de varillas, mezclamos bien, hasta conseguir una crema blanquecina. Seguidamente derretimos los 125 g de mantequilla en el microondas o al baño maría y dejamos enfriar. Una vez fría vertemos la mantequilla en el bol y seguimos mezclando con las varillas.
 
 
      Cuando este bien mezclado, entibiamos un poquito la leche en el microondas y la añadimos al bol y seguimos batiendo bien todos los ingredientes (La leche la echamos un poquito tibia para que no se nos endurezca la mantequilla). Seguidamente tamizamos los 115 g  de harina y la añadimos al bol, de poco en poco sin dejar de batir, hasta conseguir que estén bien ligada y sin grumos.
 
 
      Seguidamente ponemos en un bol las 4 claras y con ayuda de las varillas las montamos hasta que estén a punto de nieve. Cuando estén las claras  a punto de nieve, las añadimos al bol donde tenemos la mezcla que hemos preparado anteriormente, pero esta vez no las mezclamos con las varillas, si no con una lengua de silicona o cuchara, vamos mezclando con movimientos envolventes, para evitar que se bajen las claras lo menos posible.
 
 
      Una vez que tengamos las claras bien integradas con el resto de ingredientes, engrasamos un molde con un poquito de mantequilla y le espolvoreamos un poquito de harina. El molde tiene que tener un tamaño aproximado de unos 20 o 22 cm, no tiene que ser desmontable pues esta tarta se sirve directamente del molde. Seguidamente vertemos en el molde nuestra mezcla. Metemos en el horno que  ya estará precalentado a 160º, durante aproximadamente 50 o 60 minutos. De todas las formas estamos un poquito pendientes y cuando veamos que toma un color dorado, pinchamos con una aguja de punto, o la punta de un cuchillo y si vemos que sale limpio, estará lista nuestra tarta.
 
 
       Con esto solo nos queda sacar del horno, dejamos enfriar y decoramos con un poco azúcar glass. Esta tarta se toma fría por lo cual la metemos en el frigorífico, hasta la hora de servirla.
 
Mágica ¡Verdad!
 

viernes, 5 de abril de 2013

Brazo de gitano de fresa y nata

Hoy vamos ha preparar un rico, apetecible brazo de gitano, que como veréis es muy fácil de preparar. En lo único que tenemos que tener un poquito de cuidado es a la hora de enrollar nuestro bizcocho, pero siguiendo las indicaciones, veréis como es coser y cantar. El relleno lo podemos variar a gusto de cada uno, no es necesario que sea de mermelada y nata. La receta es solo para que se coja la idea y cada uno lo prepare a su gusto.



INGREDIENTES:
      - 120 g Harina
      - 120 g Azúcar
      - 4 Huevos
      - 250 g Mermelada de fresa
      - 250 ml Nata
      - 50 g Azúcar (para el almíbar)
      - 50 ml Agua (para el almíbar)
      - 50 g Chocolate
      - Chorrito de nata
  
PREPARACIÓN:
Lo primero que hacemos es preparar nuestra plancha de bizcocho, para ello ponemos en un bol los 4 huevos y los 120 g de azúcar, con ayuda de unas varillas o mejor aun una batidora de varillas, mezclamos bien hasta que consigamos una crema blanquecina y que su volumen haya aumentado. Seguidamente añadimos los 120 g de harina y con ayuda de una espátula de silicona mezclamos bien, con movimientos envolventes, hasta que no nos quede grumos.
      A continuación forramos nuestra bandeja de horno con papel sulfurizado (papel de hornear), y vertemos nuestra masa cubriendo uniformemente toda la base de nuestra bandeja, para esto nos podemos ayudar de una espátula de silicona o con el reverso de una cuchara.
      Seguidamente metemos la bandeja en el horno, que previamente hemos precalentado a 180 º, durante aproximadamente 12 minutos. Pasado este tiempo sacamos del horno nuestro bizcocho, humedecemos un paño limpio y sin retirar el papel ponemos nuestro bizcocho encima del paño, enrollándolo sobre si mismo y dejamos así hasta lo vallamos a rellenar. Esto lo hacemos para que nuestro bizcocho coja la forma y cuando lo rellenemos no se nos rompa.
      Mientras tanto vamos ha preparar el almíbar, para ello ponemos en un cazo los 50 g de azúcar y los 50 ml de agua, lo llevamos al fuego y dejamos reducir un poquito, hasta que este disuelta toda el azúcar (podemos añadir al almíbar un chorrito de licor). Seguidamente montamos los 250 ml de nata con ayuda de unas varillas, si nos gusta muy dulce podemos añadirle a la nata una cucharada de azúcar, pero yo creo que no es necesario, pues la mermelada ya es bastante dulce. También la podemos comprar montada y nos ahorramos el trabajo de montarla.
      Seguidamente desenrollamos con cuidado nuestro bizcocho y con ayuda de una brocha de silicona humedecemos un poquito con el almíbar que hemos preparado anteriormente. A continuación añadimos una capa de mermelada de fresa sobre toda la superficie del bizcocho, dejando un poquito al final sin untar, pues cuando lo enrollamos se ira cubriendo. Seguidamente encima de la mermelada de fresa ponemos una capa de nata montada, igualmente sin llegar al final. Una vez que hemos puesto el almíbar, la mermelada y la nata, con mucho cuidado vamos enrollando y al mismo tiempo vamos desprendiendo el papel, veremos como al ir enrollando se cubre la parte que hemos dejado sin untar.
      Una vez enrollado lo ponemos en la bandeja donde lo vayamos a servir. A continuación ponemos en un bol los 50 g de chocolate, con un chorrito de nata, lo metemos en el microondas, unos 20 o 30 segundos, sacamos damos unas vueltas y si vemos que se funde con el calor, no es necesario meterlo mas, si no es así, volvemos a meter otro poquito pero con cuidado de que no se nos queme. Cuando tengamos el chocolate fundido, pintamos nuestro brazo de gitano, uniformemente con una brocha de silicona.
      Si nos ha sobrado algo de nata la utilizamos para decorar nuestro brazo a gusto de cada uno, como es mi caso, pero no es necesario. Con esto solo nos queda servir y disfrutar de este rico pastel, tarta, brazo, etc.