LANGUAJE

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

domingo, 25 de noviembre de 2018

Vasitos de crema de licor de Whisky


Hoy vamos a preparar un postre ideal para estas fiestas que se aproximan, es un postre solo para adultos, pues tiene alcohol. Como veréis es un postre muy fácil de preparar y se puede tener hecho con antelación, solo para decorar un poquito y servir. La receta la he sacado del blog de Esther (eljardindemisrecetas.blogspot.com), un blog que os recomiendo que visitéis, pues está lleno de recetas deliciosas y muy fáciles de preparar. Esta receta comparada con la del blog de Esther tiene algún pequeño cambio.


INGREDIENTES:

            - 400 ml Nata para montar
            - 125 ml de Crema de Whisky (tipo baileys)
            - 70 g Azúcar
            - 50 g Chocolate
            - 75 ml Agua
            - 3 Hojas de gelatina
            - 1 Cucharada de cacao en polvo sin azúcar
            - Almendra crocante para decorar

PREPARACIÓN:
      Lo primero que hacemos es poner agua fría en un bol y añadir las tres hojas de gelatina para que se vayan hidratando, las tenemos que tener en agua por lo menos 8 o 10 minutos. Seguidamente fundimos los 50 g de chocolate al baño maría o en el microondas. Una vez fundido y con ayuda de una brocha de silicona, pincelamos los vasitos que vayamos a utilizar y los reservamos. A continuación con el resto de chocolate vamos a hacer unos adornos, para ello cubrimos una bandeja con papel sulfurizado (papel de hornear). Ponemos el resto de chocolate en una manga pastelera desechable, hacemos un pequeño agujerito y hacemos filigranas con el chocolate encima del papel, llevamos al frigorífico para que se enfrié y endurezca.


      A continuación calentamos los 75 ml de agua en el microondas, una vez que este caliente añadimos al agua, las tres hojas de gelatina bien escurridas que teníamos hidratándose en el agua fría, removemos bien hasta que se disuelvan en el agua caliente y dejamos enfriar. Mientras tanto  ponemos los 400 ml de nata en un bol y con ayuda de unas varillas eléctricas montamos un poco, vamos añadiendo el azúcar poco a poco y seguimos montando hasta que este firme.


      Seguidamente mezclamos los 125 ml de  crema de whisky con el agua donde hemos disuelto la gelatina. A continuación añadimos la cucharada de cacao y mezclamos. 


      Seguidamente vamos añadiendo esta mezcla del licor, gelatina y  cacao, a la nata montada poco a poco, mezclándola con ayuda de una espátula de silicona con movimientos envolventes, para evitar que pierda volumen.


      A continuación vamos repartiendo esta crema en los vasitos que hemos pintado con el chocolate, metemos en el frigorífico y dejamos cuajar unas 2 o 3 horas.


     En el momento de llevar a la mesa los decoramos con la filigrana de chocolate y  un poquito de almendra crocante.


Con esto solo falta llevar a la mesa y disfrutar de este rico postre (solo para adultos).



RIQUISIMOS


lunes, 12 de noviembre de 2018

Berenjenas de Almagro


La receta de hoy es una receta típica de mi tierra son unas deliciosas berenjenas de Almagro muy fácil de preparar y con pocos ingredientes. Esta receta se suele preparar en todas las casas manchegas. Su origen puede remontarse a la cocina andalusí, ya que fueron los árabes procedentes de Siria los que trajeron las berenjenas a España, dejando en Almagro no solo el fruto si no también la forma de conservación. Las berenjenas de Almagro son unas berenjenas que se cultivan en algunos pueblos de la comarca del Campo de Calatrava, en el centro de la provincia de Ciudad Real. Las berenjenas de Almagro se recolectan en agosto y septiembre cuando todavía son de pequeño tamaño y se encuentran aún tiernas. Yo como veréis he utilizado palillos pero lo suyo es pincharlas con un palito de hinojo. Como os digo en la receta el tiempo de cocción depende del tamaño de la berenjena, las mías son de un tamaño más bien pequeñas y las he tenido 10 minutos, mejor que queden un poco al dente y no blandas. También si os gusta les podéis añadir un poquito de pimentón picante o agridulce, para darles un toque picante, esos depende de vuestros gustos.


INGREDIENTES:
- 2 K de Berenjenas pequeñas de Almagro
- 1 Cucharada de comino molido
- 1 Cucharada de pimentón dulce
- 8 Ajos
- 6 Pimientos de piquillo o pimientos asados
- 50 ml Aceite de oliva
- Vinagre
- Sal
- Agua
- Palitos de hinojo o palillos

PREPARACIÓN:
     Empezamos nuestra receta limpiando nuestras berenjenas, para ello le cortamos un poquito el rabo y las puntas de las brácteas que sobresalen. Una vez  saneadas las lavamos de con abundante agua.


      Seguidamente ponemos las berenjenas en una cacerola, añadimos un poquito de sal y llevamos la cacerola al fuego, dejando cocer desde que rompe el hervor unos 10 o 12 minutos,  dependiendo del tamaño de las berenjenas y son grandes alargamos el tiempo de cocción. Para evitar que las berenjenas floten y cuezan por igual, ponemos algo de peso encima, de esta forma todas están sumergidas en el agua, como veréis en las fotografías yo he puesto una tapadera del revés con unos platos encima. Una vez que las berenjenas están cocidas, las ponemos en un escurridor debajo del grifo de agua fría para romper la cocción (para saber si están cocidas pinchamos con un palillo, mejor que estén como se suele decir al dente).


      Mientras cuecen nuestras berenjenas vamos a preparar el aliño, para ello pelamos los ajos los ponemos en el mortero, añadimos un poquito de sal para que no salten y hacemos un majado, una vez machacados los ajos añadimos la cucharada de cominos, la cucharada de pimentón y un chorrito de aceite, removemos bien para que se junten todos los ingredientes. 


      A continuación ponemos el majado en un bol, aclarando el mortero con un poco de vinagre para apurar todo el majado. Seguidamente partimos los pimientos en tiras y las añadimos al majado, para que vayan tomando sabor del aliño.


       A continuación una vez que las berenjenas están frías y con ayuda de un cuchillo vamos haciendo un corte a las berenjenas, sin llegar al rabo, vamos rellenándolas con una tira del pimiento que tenemos en el majado y las pinchamos con un palillo, así hasta rellenar todas las berenjenas.


      Una vez rellenas las ponemos en una cacerola o recipiente, añadimos el resto del majado, aclarando bien el bol para apurar todo el majado, añadimos agua y vinagre hasta cubrirlas, normalmente se le añaden dos partes de agua por una de vinagre, pero eso va en gustos, lo ideal es añadir el agua y el vinagre poco a poco, probar y dejarla a nuestro gusto (las berenjenas deben quedar cubiertas).


      Seguidamente ponemos 3 cucharadas de aceite en un recipiente añadimos un poquito de pimentón, removemos y lo ponemos por encima de las berenjenas, para que forme una película.


      Con esto solo nos queda meter en el frigorífico durante 6 o 7 días, pasado este tiempo las tenemos listas para consumir.


De esta forma duran varios meses, pues el vinagre es un buen conservante, así que las podemos poner en tarros, cubiertas con el caldo del aliño y consumirlas más adelante.